En general en la vida, suelen decir que cualquier cosa en exceso se convierte en algo nocivo o perjudicial y creo que en la mayoría de los casos es así, porque podríamos darle la vuelta al tema y sería igual de negativo, me refiero a que estar muchas horas de pie es tan malo como pasar muchas horas sentado.

¿Qué sucede cuando estamos muchas horas de pie?

Por lo general, esto sucede cuando trabajamos en actividades que requieren permanecer de pie durante muchas horas; lamentablemente los efectos no se hacen esperar y se manifiestan a través de síntomas como:

  • Los pies o piernas duelen o se hinchan
  • Aparecen los juanetes
  • Se produce fascitis plantar; estos es una hinchazón que aparece en la zona del arco del pie y llega hasta los dedos
  • Surge la tendinitis o tendón de Aquiles
  • Salen varices
  • Dolores o afecciones de rodillas o artritis
  • La mala postura, dolor lumbar y problemas cervicales no tardan en hacerse presentes
  • Dolores musculares
  • Problemas circulatorios

Para ayudarte a paliar estos síntomas, hemos desarrollado las taloneras de descanso que alivian el dolor y la presión de la zona posterior del pie.

La reducida absorción y transmisión de calor de Gelastic Losan® hacen que las taloneras sean cómoda y eficaces, ideales para estimular pies cansados.  Si pinchas sobre las imágenes accederás directamente a los productos de la tienda online.

La talonera descanso es el mejor apoyo para quienes deben estar mucho tiempo de pie o caminando.

La talonera espolón calma eficazmente las irritaciones al amortiguar los impactos y las hiperpresiones sobre los talones.  Ayudan a la relajación de la fascia plantar y el alivian el dolor atribuido al espolón calcáreo.  Se pueden usar de forma alterna los insertos con dos niveles de dureza (Soft y Extra Soft) para graduar su efecto aplicando el más indicado según la intensidad del dolor.

Y recuerda si tienes que permanecer de pie mucho tiempo, varias horas y días por semana, no dejes de moverte y hacer toda la actividad física que puedas, aunque lo ideal sería que pudieras combinar el estar de pie con periodos de estar sentado e ir caminando de 5 a 10 minutos entre uno y otro.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: